El mediocre desempeño de la economía mexicana y la aparente fallida transición política son dos fenómenos que pesan profundamente en las reflexiones académicas y de dominio público en el país. El estancamiento salarial, la incidencia de pobreza (en sus múltiples avatares estadísticos), la inseguridad, la ingobernabilidad, la falta de consensos políticos y adopción de reformas e iniciativas ciudadanas son fenómenos que validan una perspectiva pesimista. Una teleología del fracaso se ha instalado como punto de partida en la búsqueda de modelos heurísticos que nos permitan prescribir la situación actual del país. Recientemente, la hipótesis neo-institucionalista de Acemoglu y Robinson ha resonado ampliamente entre académicos, comentaristas y público en general. Bajo esta hipótesis, en México nos hemos convencido que nuestro estancamiento es producto de la prevalencia de instituciones extractivas y nuestra incapacidad de generar instituciones inclusivas. La consecuente prescripción es eliminar los privilegios de las élites para abrir la puerta a la participación de nuevos actores en un ambiente institucional que estimule constantemente la pluralidad y la diversidad. No importa que la fórmula haya fracasado con anterioridad en los 80 y 90.

Leer más

Leer completo

July 4, 2017

¿Es México un país pobre?

La historia de los dos Méxicos que puso de manifiesto un informe de 2014 del McKinsey Global Institute no resulta ajena para quienes conocen las distintas aristas sociales y económicas de este país. El México de los grandes edificios en Paseo de la Reforma en la Ciudad de México, los autos de lujo de San Pedro Garza García en Nuevo León, o las grandes casas porfirianas del Paseo de Montejo en Mérida resulta terriblemente contrastante con el México que se vive en Ecatepec, en el Estado de México, o en Tahdziú, Yucatán; este último considerado el municipio más pobre en América Latina.

Leer más

Leer completo

Diego Castañeda: En The Great Leveler, usted hace una exploración meticulosa de lo que ocurre con la desigualdad, principalmente de ingresos y riqueza, cuando un evento catastrófico sucede. La que presenta sugiere que los cuatro jinetes de la igualación (guerra, revolución, peste o el colapso de los Estados) en general disminuyeron la desigualdad. Sin embargo, cuando observamos otros tipos de desigualdad, desigualdades estructurales, como la de género, por ejemplo, la literatura sugiere que la guerra y la violencia tienden a exacerbar esos tipos de desigualdad. ¿Cuáles son sus pensamientos sobre este asunto?

Leer más

Leer completo

Frente a la crisis de representación política que aqueja a México, en los últimos tiempos han surgido diversos movimientos y espacios que exploran alternativas para la reconstrucción democrática del Estado. Este es el caso de Por México Hoy, Ahora, y más recientemente Nosotrxs. Sin duda, ésta es una tarea urgente, sin embargo, para avanzar un cambio sustantivo en la materia es necesario analizar las implicaciones de las diversas propuestas.

Leer más

Leer completo

May 11, 2017

Igualar las oportunidades

En las discusiones sobre desigualdad de ingresos y sobre las propuestas de política pública para reducirla, un argumento que algunos opositores tienden a usar es que la desigualdad de ingresos no es importante, sino que lo que realmente importa es la desigualdad de oportunidades. Esta dicotomía entre desigualdad de resultados —como la desigualdad de ingresos— y desigualdad de oportunidades en realidad confunde la relación que existe entre ambas. Esta confusión lleva a que se piense que la igualdad de oportunidades no implica una política pública redistributiva, que no es cierto. Menos aún cuando se considera que hay más de una generación de personas en el mundo. Antes de llegar a la parte de política pública, es necesario entender la relación entre oportunidades y resultados.
Leer más

Leer completo

“¿La desigualdad causa violencia?” es una de las preguntas centrales para la ciencia política, y las causas de la desigualdad y sus soluciones un tema de interés para la economía, en especial en tiempos recientes. A lo largo de los últimos años, la desigualdad se ha transformado cada vez más en un asunto de máxima relevancia en todo el mundo, fuente de debate sobre el rol del Estado y sobre las fuerzas del mercado, de discusiones entre redistribución, predistribución y el statu quo. La desigualdad también se ha vuelto una de las causas favoritas para explicar qué sucede en el mundo, sea una elección, un estallido social o el mal desempeño económico de las economías mundiales. Este año, con el libro The Great Leveler: Violence and the History of Inequality from the Stone Age to the Twenty-First Century, del historiador Walter Scheidel, la desigualdad toma una nueva perspectiva: la de la violencia. El libro hace una revisión histórica y multidisciplinaria que nos lleva a ver la desigualdad desde los grandes primates y la biología evolutiva hasta nuestros días con las investigaciones económicas de punta.

Leer más

Leer completo
Leer completo

En días pasados sucedieron dos hechos íntimamente relacionados con la desigualdad social en México: el lanzamiento por parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) de su actualización sobre inequidad en los ingresos, en el que México ocupa el nada honroso lugar 34 de 35 países que integran a dicho organismo internacional; y la decisión de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) de reformar el artículo 115 del Código Fiscal de la Ciudad para eliminar el denominado impuesto a las herencias.

Leer más

Leer completo

October 20, 2016

La desigualdad de oportunidades en México

Si bien la desigualdad de ingresos se ha colocado en el centro del debate económico mexicano1 y mundial, no ha ocurrido lo mismo con la desigualdad de oportunidades, aun cuando ambas están relacionadas. Ejemplo de ello es que la desigualdad de ingresos en una generación genera desigualdad de oportunidades en la siguiente, si no hay un mecanismo que deliberadamente busque que exista la segunda. Pues quienes tienen mayores ingresos tienen mayores recursos para procurar el bienestar material y el desarrollo de sus hijos que aquellos que tienen bajos ingresos, redundando en un mayor número de oportunidades para los primeros. Esto implicaría que los resultados de vida no dependerían tanto del esfuerzo propio, sino de las condiciones iniciales.

Leer más

Leer completo

August 25, 2016

Reescribir las reglas de la esfera económica. Entrevista con Joseph Stiglitz


Ana Gabriela González | Diego Castañeda: Siempre ha señalado el papel de la voluntad y negociación políticas en la implementación de políticas públicas económicas, y, en su raíz, los problemas de desigualdad parecen problemas políticos. ¿Por qué cree que el aumento de la desigualdad no se ha convertido, por lo menos por el momento, en un problema político relevante en países en desarrollo, como México, a diferencia de lo que se ve en Estados Unidos o Europa?

Joseph Stiglitz: Creo que son dos las razones. En primer lugar, en Europa y Estados Unidos ha habido un incremento gigante de la desigualdad, mientras que en algunos países latinoamericanos en realidad ha disminuido. No en niveles demasiado altos, pero ha disminuido. El cambio es dramático en Estados Unidos. No es sólo una cuestión de desigualdad, sino que en realidad a las clases medias les está yendo verdaderamente mal. El sueldo promedio de un trabajador de tiempo completo es menor que el que se percibía hace cuarenta años. La realidad es que nuestro sistema económico no ha podido apoyar a la mayoría de las personas.
Otro elemento clave a considerar es que la prensa de varios países latinoamericanos está dominada por el poder. Y, por tanto, suena lógico que las publicaciones no cubran el tema de la desigualdad como pasó, por ejemplo, con el New York Times, que publicó una serie larga de reportajes llamada “The Great Divide” (La gran división) en la que se mostró lo que sucedía en los Estados Unidos. Esto ayudó a que muchos estadounidenses estuvieran más enterados de qué es a lo que se enfrentan.

Leer más

Leer completo