“El concepto de cambio climático fue creado por y para los chinos, a fin de hacer no competitivas las manufacturas de Estados Unidos”, decía en 2012 el entonces empresario y celebridad Donald Trump a través de su cuenta de Twitter, su medio de difusión favorito incluso ahora que es presidente. Esta postura de negación del cambio climático y de su origen principalmente antropogénico –contraria al consenso científico respaldado por un enorme bagaje de evidencia científica– se mantuvo firme durante los siguientes dos años, con cinco menciones en la misma red social sobre la falsedad del fenómeno basadas en lo que veía a través de su ventana.

Leer más

Leer completo